dimecres, 31 de juliol de 2013

Medidas desesperadas

¿Sabíais que el olor del perfume se intensifica en los pliegues de las extremidades, en el cuello y detrás de la oreja? Pues mira, como el desodorante últimamente me abandona rápidamente y este calor insoportable no deja que mi piel transpire, he decidido que va directo al sobaco, que después de todo también es un pliegue de mi brazo.



Llamadme bruta, porque este calor sofocante me está convirtiendo en bestia. Si pillo al majo que dijo que sería el verano más frío desde 1816, lo mando al futuro de una patada (no, no puedo, seguro que eso me hace sudar más y ya no puedo conmigo misma).


Creo que estoy en modo medidas desesperadas, en todos los sentidos. Y debo decir que soy una mujer friolera, ni me quiero imaginar cómo lo estará pasando el roncador, que es hombre de sangre caliente y de pocas palabras.

dimarts, 30 de juliol de 2013

Test de Turing

El roncador suele hablarme de tipos de lenguajes informáticos y tenemos conversaciones en las que un montón de siglas (que para él parecen significar algo) son motivo de una luz brillante en sus ojos. Yo, evidentemente, entiendo una sexta parte de sus palabras, pero lo veo tan feliz que me sabe mal cortarlo.
Por ello, hago pequeñas incursiones en mi adorado Google y busco algunas de las cosas que me cuenta o bien me quedo con alguna palabra que me crea curiosidad. El último de estos hallazgos nació del Test de Turing, que determina si un ordenador es inteligente a partir de la interacción con un humano. A mí todo esto me suena a ciencia ficción, pero en realidad, ante ciertos humanos, seguro que la máquina es una superdotada.



Tal como suele suceder, porque soy algo dispersilla (¿lo habíais notado?), me interesó mucho más la vida de Turing, su creador. Además de parecerme una mente prodigiosa, se enfrentó a las autoridades de la época también con su opción sexual: la homosexualidad se consideraba un delito penado con la castración química o la cárcel. Turing, al que ahora ya elevo a héroe, eligió lo primero, y no quiero ni imaginar las consecuencias. Murió dos años después porque mordió una manzana envenenada, parece que fue un suicidio (muy a lo Blancanieves, cuánto estilo).



Nunca ha habido confirmación oficial, pero parece ser que el logotipo de Apple es una especie de tributo a Turing y, por una vez, no voy a meterme con ellos.

dilluns, 29 de juliol de 2013

Antropología virtual

Todas las generaciones pensamos que estamos viviendo el momento histórico más relevante, incluso que estamos presenciando el fin del mundo: ya sea por las guerras, la contaminación o el deshonor del ser humano.



Hace unos días, mi padre me hablaba de su entierro, nunca lo había hecho, todo lo contrario, bromeábamos con ello. Le dije que se dejara de tonterías, que no valía la pena pensar en ello. Me recordó que con cada edad las preocupaciones son distintas, algo que le he repetido durante años, sobre todo cuando era pequeña y él me decía que mis problemas eran diminutos y yo le contestaba que eran acordes a mi tamaño.



Supongo que a medida que crecemos la vida tiene que ser muy divertida, los jóvenes repiten los errores de los padres. Una cosa que me maravilla es la plasticidad del ser humano, pero a menudo pienso que si fuéramos como la mayoría de los animales, naceríamos enseñados, en nuestro ADN heredaríamos la sabiduría de nuestros antepasados y no tendríamos que esperar toda una vida para entender muchas cosas y desaprender otras.

diumenge, 28 de juliol de 2013

La lengua del amor

El francés me da dolor de cabeza (me refiero al idioma, ¡cuidadín!). El roncador lleva unos días que cada mañana me habla en esa lengua y estoy atacada hasta el mediodía. No sé por qué dicen que es la lengua del amor, suele sacarme de quicio. Claro, que igual no es porque me hable en francés, es discutible. 



Cuando empecé a aprender francés vivía en Andorra, así que muchos de mis compañeros eran de origen francófono y era mucho más fácil practicar. En concreto, había uno que era canadiense y hacíamos intercambio, yo le hablaba en catalán y él a mí en francés, era muy curioso.



Además de gracioso, sobre todo porque sus consejos más habituales y que me hacían reír era que hiciera todas las vocales cerradas y pusiera morritos (igual funcionó, porque no saqué mala nota).
A pesar de ello, cuando el roncador me dice Je t'aime, lo demás no importa.

dissabte, 27 de juliol de 2013

Estrategias de pareja

Esto de la cortesía verbal no sirve con el roncador, ya puedo estar diciendo que tengo hambre o que hacen una película muy buena, que si no lo digo clarito y bien alto (sordea un poco de la oreja derecha, la edad), no hay manera.


Hasta el día de hoy, en el que he dicho que tenía muchísimo calor y, sorprendentemente, ha abierto el aire acondicionado; pero evidentemente, esta vez no lo hacía para que lo pusiera, básicamente porque no lo soporto, aunque se lo perdono, por el intento. Son estrategias que usan las parejas, pero con el tiempo aprendes que lo de: habrá que bajar la basura, no surte el mismo efecto que decirlo con todas las letras.



Y mirando por la red, he encontrado este maravilloso ejemplo de lenguaje corporal, aquí Charlize (somos amigas íntimas) le está comunicando muchas cosas al buenorro de Fassbender (aunque parece que este chico es más de directas o lo disimula muy bien).

divendres, 26 de juliol de 2013

Contagioso y peligroso

Ir al médico es lo más peligroso que hay en el mundo. A ver, que no lo digo gratuitamente, por ejemplo: ahora mismo hay una pasa de sarampión en Barcelona, pues está claro que uno de los sitios a evitar, si no quiero cogerlo a mi avanzada edad (¡exagerada!), es el centro de atención primaria, porque fijo que han ido todos allí, es lo que haría cualquiera.




Ahora que lo pienso, ¿cómo se debe de transmitir el sarampión? No, no voy a mirarlo en Internet, que luego se despierta toda una faceta hipocondríaca que intento evitar; pero tengo curiosidad.



Si puedo, me quedaré en casita, porque algo de fiebre sí que tengo, y espero que sea una simple gripe. Mi madre me ha llamado hoy, sobresaltada, insistiendo en que me vaya al médico. Yo, que soy la más terca de la familia, sigo con el viejo remedio para todo: mucho descanso, dormir en cantidad y beber líquidos. Además, mi médico (que no es que sea muy bueno, pero es guapo) está de vacaciones y no me apetece que un adolescente que acaba de salir de sus prácticas juegue a los médicos conmigo (como matasanos, claro).

dijous, 25 de juliol de 2013

25 orgasmos semanales

Estaba leyendo la Cosmopolitan, porque una tiene que estar al día de todo, y me he encontrado con un dato sorprendente que sospecho que no habrán contrastado correctamente: un hombre puede tener hasta 25 orgasmos a la semana.



A ver, me imagino que habrán hecho una media partiendo de una ratio muy severa, como por ejemplo un monasterio o seminario (a pesar de parecer irreverente, algún orgasmillo tendrán, aunque sea más religioso que nada), porque a mí me da que 25 son pocos. 



Igual es que ellos también mienten y no llegan al orgasmo todas las veces que dicen. Eso da qué pensar.

dimecres, 24 de juliol de 2013

Royal Baby (¡ya vale!)

Estoy un poco cansada ya del hijo de Kate y William (así les llama la prensa, como si los conociéramos o nunca fuéramos a coincidir con ellos en una fiesta). Por favor, siempre me alegro del nacimiento de un niño (espero que no saque las orejas del abuelo), pero en este caso, le estoy cogiendo un poco de manía, por pesados.



La cosa ha llegado a tal límite que el periódico británico 'The Guardian' ha hecho una versión republicana del diario online (por llamarlo de algún modo). Están tan hartos de que la noticia cope todas las portadas, que hay gente que compra el periódico para enterarse de las noticias y no solo de estas cosas.



Yo ya no tengo claro si por la noche dan el telediario o una especie de prensa rosa, mezclada con noticias de fútbol, y 5 minutos de actualidad. ¿A alguien más le pasa esto? Entiendo perfectamente lo que ha hecho 'The Guardian', porque estoy convencida que no es solamente para los republicanos (a los que la realeza se la trae floja), también para aquellos ciudadanos que quieren estar informados, y que releguen los nacimientos a las páginas de sociedad, que para eso están.

dimarts, 23 de juliol de 2013

La publicidad me mata

A ver, a mí no me gusta criticar (¡oh que no!), pero el anuncio de Tampax me provoca una mezcla de sentimientos extraños: me da la risa y no puedo contenerla; un poco de vergüenza, porque soy de esa generación extraña en la que cuando alguien te ve un tampón o una compresa sientes que la tierra se te traga, cuando es evidente que tenemos la regla (cosas inexplicables de mi educación familiar, me imagino); y, por supuesto, le veo un componente sexual y perturbado en los gestos y la expresión de los personajes.




Ahí lo dejo. A mí, es que me parece un anuncio extraño: un espacio idílico (propio de la publicidad), todos muy guapos (evidentemente, porque la menstruación solo la padecemos las guapas) y, de repente, un chico le coge a la fabulosa Amaia Salamanca del bolso (¡eso no se toca! un bolso es lo más íntimo de toda mujer, una especie de profanación simbólica y se me va la olla de nuevo) un tampón. 



¿Para qué? ¿Es su espíritu aventurero o pura curiosidad por un artilugio que parece desconocer? Y, lo más extraño, la otra va y le explica cómo funciona y los beneficios que comporta. No sé, no le veo la finalidad, ¿para que se lo explique a alguien y haga el boca oreja con sus amigos que no van a usar en su vida un tampón? A mí me parece de lo más incoherente, la verdad, a pesar de ser su target, porque yo seguro que voy a utilizarlo, no el guapo del anuncio (igual estoy equivocada y tiene alguna utilidad masculina que desconozco).

dilluns, 22 de juliol de 2013

Time ago

De jovencita solo quería que el tiempo avanzara, quería llegar cuanto antes a ser adulta, independizarme y vivir mi vida como yo lo deseaba. Pues bien, eso ya pasó hace tiempo y añoro esa tranquilidad que solamente podemos tener cuando somos jóvenes, diría que la palabra correcta es despreocupación.



En estos momentos desearía poder parar el tiempo, porque se va a demasiada velocidad. Alguna vez creo que ya lo he dicho, mi edad favorita fueron los 11 años y lo sé desde que tenía 12. ¿Por qué no nos daremos cuenta de estas cosas en el momento preciso? A posteriori no me sirve de mucho. Bueno, me imagino que el secreto está en vivir el presente.



¿Por qué a los 11? pues no sé, supongo que tenía el futuro ante mí y era consciente de ello, aprendía de todo, era como una esponja, y tenía mucha curiosidad. Aunque debo decir que los 26 tampoco estuvieron mal (por lo que se ve, la juventud en sí no me gustó, porque dicen que a los 26 empieza la edad madura), estaba en mi mejor momento intelectual y físico (vamos, que estaba hecha un pibón y todo estaba en su sitio). Ay, eso fue antes de que aparecieran los michelines, a pesar de que, en cierto modo, me han ofrecido la felicidad, otro tipo de despreocupación.

diumenge, 21 de juliol de 2013

Quejumbrosa

Hoy tengo ganas de quejarme y lo haré, concretamente con el servicio de autobuses de TMB, que para el que no lo sepa son las siglas del transporte público de Barcelona (estoy harta de que lo pongan todo en siglas), aunque en realidad podría ser Transporte Mediocre y Bananero (sin ofender a ciertos países del Caribe, pero es que sus autobuses no tienen nada que envidiarnos).



A ver, tienes que esperarte una media de 20 minutos, eso si no eres afortunada y vives cerca de las dos calles principales, que entonces te pasan cada 3 minutos (esos funcionan como un reloj, básicamente para los extranjeros). A eso hay que sumarle que, como la red es tan buena, para llegar a casa hay que coger 2 autobuses, y en la segunda línea tienes el mismo retraso. Además de ser un foco de robos constante y no es que me haya pasado a mí (cruzo dedos), pero el otro día, viendo un documental de Río de Janeiro, decían que en cada tranvía había un policía de incógnito, y eso que está considerada una ciudad muy peligrosa. Barcelona no se queda corta y nunca he visto un solo policía en el metro o en el bus.


Eso sí, una vez entras, no puedes sentarte, tienes calor humano (que no amor, aunque algunos lo buscan), fragancia salvaje del vecino (porque te ves obligado a asirte con el brazo extendido y todo hijo de vecino suda) y te entra una mala leche extrema. Y el conductor, que está harto de las quejas, va dando bandazos para vengarse (algo muy comprensible, pero que lo haga con sus superiores, por favor).

dissabte, 20 de juliol de 2013

Neighbours

Cuando era muy jovencita había una serie en la tele que se llamaba Neighbours, estábamos todos enganchados, sobre todo porque los protagonistas estaban de muy buen ver.



De ahí salieron dos cantantes y algunos actores muy famosos: Kylie Minogue, Jason Donovan, Natalie Imbruglia o Guy Pearce(algunos con más o menos fortuna). ¿Llevábamos esas pintas en serio? es que los 80 fueron fatídicos para la moda, no hay ninguna duda. Fue una de las primeras palabras que aprendí en inglés, siempre he tenido claro que es una de las mejores formas de aprender idiomas, por ello sigo viendo las series en versión original.



Bueno, ya me he ido por las ramas. Al grano: esta mañana me he levantado con esta sensación nostálgica del pasado y ha sido por una de estas asociaciones mentales que tan a menudo hago, porque mis vecinos me tienen atacada de los nervios desde muy temprano, que lo único que tengo ganas es de echar la pared al suelo como si fuera la masa y vengarme, aunque me imagino que mi cerebro le ha buscado una relación positiva a todo ello (o eso o ya estoy loca de atar).

divendres, 19 de juliol de 2013

Cuando te haces mayor

Sabes que te acercas a la vejez cuando vas al médico y el tratamiento que te está dando es el mismo que utiliza la tercera edad del barrio, corroborado por el farmacéutico, que viene a ser, a falta de ella, lo más parecido que tenemos a una portera cotilla.



Con esto de la receta electrónica, una se da cuenta de toda la química que le están metiendo en el cuerpo, pero las alternativas no me hacen sentir más joven: esencia de arándanos para el confort urinario (por llamarlo de algún modo, que meo 3 veces al día y se ve que no es bueno), o una mezcla de hierbas que son de lo más diurético. Por no hablar de la circulación, hernia discal o problemas de espalda en general.



En serio, no me gusta nada esto de hacerse mayor. Hay gente que de pequeños soñaban con esto, pero mi época más feliz fueron los 11 años (no me preguntéis por qué).

dijous, 18 de juliol de 2013

Cruz Roja

Un día me llegó el roncador con un número de la Cruz Roja, 5 euros que le costó el numerito. Solo había una explicación, la vendedora debía de estar muy buena, y así me lo confirmó.


Así llevo, dos meses esperando al gran día y preocupada por no tirar el número por accidente. Seguro que no toca nada, pero por si acaso. Lo realmente divertido es que lo comenté con unas amigas y a ellas les pasó lo mismo; menos a una, a la que un impresionante mozo intentó venderle también un número, pero no llevaba dinero.


La chica dice que era tan guapo que estuvo a punto de darle la tarjeta de crédito como pago y que hiciera lo quisiera con ella. Estos de la Cruz Roja ya no se están con niñerías.

dimecres, 17 de juliol de 2013

Llorar

¿Os habéis fijado en la cantidad de expresiones que significan lo mismo: llorar? Si te paras a pensar, todas tienen su matiz. No es lo mismo un mar de lágrimas o lágrimas de cocodrilo, en cuanto a la primera es un desespero incontrolado de tristeza (os suena, ¿no?); el otro es fingir una pena que no se siente: reconozco que no está bien, pero a veces es tan social... por ejemplo, a mí en los entierros me da por reír, es algo que nadie comprendería, así es como expreso el dolor. De hecho, cuando me hago daño, también río, así que suele ser complicado que me atiendan en los hospitales.



Esta me gusta especialmente, porque la imagen es muy potente: deshacerse en lágrimas. ¿No os parece literal? Es como si lloraras con tanta fuerza y tan copiosamente que pudiera formarse un charquito de pena. Es como romper a llorar, que es tan intenso que sientes que puedes romperte en mil pedazos, como en una explosión, con tal intensidad que nada más importa.



Y la que es genial es me lloran los ojos, que no tiene nada que ver con la tristeza, incluso pueden llorar de alegría, pero es ese momento en el que los ojos adquieren personalidad, lloran sin nuestro permiso.

dimarts, 16 de juliol de 2013

Limpieza general

Por varios motivos: un recorte presupuestario, el día a día, seguros varios, pagos inesperados... y podría continuar, este mes está siendo especialmente duro económicamente, y parece que los siguientes no van a ser mejores, así que tuve que tomar la decisión (con gran pesar) de despedir a mi querida limpiadora del hogar, puesto que pensé que era todo un lujo que no podía permitirme.



Desde entonces, me siento menos afortunada en la vida, sobre todo el día que toca limpieza general. Evidentemente, la echo muchísimo de menos.



Lo peor de todo, además de planchar, es el baño. Ayer le dediqué un buen rato y quedó impecable, pero ahora solo me apetece ir al bar más cercano a mear (u otras cosas) para no tener que ensuciarlo.

dilluns, 15 de juliol de 2013

Ronqueando

Me he estado documentando en ronquidos, visto que tengo que convivir con ellos. Está el ronquido común, que no molesta y es apenas un ronroneo, incluso puede ser agradable. Luego está el ronquido social que, por empatía con el conviviente, se contagia del otro y orquesta un magnífico coro musical entre ambas personas.



Hasta aquí, el ronquido tiene cierta belleza. Lo bueno empieza con el ronquido agudo, que genera insomnio y cierta ira (no siempre contenida) en el compañero de cama. Porque en casi todos los casos, el individuo es ajeno a sus ronquidos, pero son objeto de odio y de algún que otro golpe del partner (no me digáis que no, porque algún que otro codazo fijo que se os escapa a los afectados).



En resumen, hay ronquidos y ronquidos, y los que me afectan a mí son de los que ni con tapones consigues silenciar. Qué le vamos a hacer, lo he probado todo y queda demostrado que el amor puede con todo, a pesar de estar la mitad del día con unas ganas terribles de dormir y de matar a alguien (al 50%, es curioso).

diumenge, 14 de juliol de 2013

Deporte

A mí no me engañan, el deporte es muy malo para la salud, solo hay que acudir a urgencias, están llenas de gente que se ha hecho daño practicando algún deporte. Está claro, un traumatólogo, hoy en día, tiene el futuro asegurado.



Por favor, todo el deporte necesario para existir se reduce a correr para no perder el autobús, y os aseguro que eso son los 100 metros lisos, con obstáculos incluidos.



Lo siento, sé que hay gente adicta al deporte, incluso dicen que genera serotonina y estimula al bienestar físico. Pero a mí me parecen cuentos chinos, lo único que he conseguido yo es ahogarme y una terrible sensación de extenuación.

dissabte, 13 de juliol de 2013

Ancianos

Hace tiempo leí un estudio que dice que los jubilados cobran más de lo que aportan durante su vida laboral. Esa, evidentemente, es la excusa para una nueva regularización de las pensiones y olvidamos que son nuestros mayores y que en muchas culturas antiguas, la voz de la sabiduría.



Las nuevas reformas hablan de ampliar el plazo de cotización y de aumentar la edad de jubilación. A mí me parece que deberían regular ciertos sueldos, por ejemplo los de los que deciden estas cosas y destinar dinero a salud (y, por tanto, a las jubilaciones) y a la educación, porque deberíamos ser los ciudadanos los que elijamos a qué queremos destinar nuestro dinero.



Si no es así, preferiría que me devolvieran esa aportación monetaria y ya les hago yo el plan de pensiones a mis padres, porque cobran mucho menos de lo que yo cotizo. No entiendo una sociedad que trata a las personas mayores como a basura, sobre todo porque la mayoría le siguen siendo muy útiles, como han demostrado algunos movimientos de gente mayor o asociaciones. En lugar de aprovecharnos de su bagaje intelectual o artístico, los relegamos a los despojos de una sociedad irrespetuosa y sinsentido.

divendres, 12 de juliol de 2013

La pareja perfecta

Mi madre me enseñó bien. En esta vida hay que ser autosuficiente, no depender de nadie y, si el amor llama a tu puerta, asegurarte de que tiene una buena cuenta corriente y de que te va a tratar bien.

En todo caso, lo aprendí todo bien, aunque creo que no presté demasiada atención a lo del marido adinerado y creo que ella tampoco lo hizo cuando su madre la adoctrinó, que acabó con un bohemio soñador.



Eso sí, mi pareja sabe cocinar y me quiere por mis grandes defectos, entre ellos, no acercarme a la cocina. O sea, que nos compenetramos muy bien. Nunca he sido demasiado romántica, ni creo en las mariposillas en el estómago (venga ya, quién se lo cree), pero sí en el trabajo que hacemos cada día, escuchando y aceptando al otro.

dijous, 11 de juliol de 2013

1%

En esta vida he aprendido que soy de las del 1%. Me explico, si hay pocas probabilidades de que me ocurra, esa soy yo, pero no me refiero a que me toque la lotería, qué más quisiera. 



Hay pocas probabilidades de que un rayo caiga dos veces sobre el mismo lugar, pero es que yo estaba en dos lugares diferentes; sé que cuando te dicen que un perro no muerde ni lo ha hecho nunca, no es una garantía de salir ilesa; soy del 1% que prefiere una tele de 21 pulgadas a una de 31, porque mi comedor parece de los hobbits; sé que cuando una estantería tiene pinta de caerse y alguien te dice que lleva años ahí, que no caerá, tengo que apartarme; de ese tanto por ciento (creo que este es todavía menor) que no conduce ni desea hacerlo; y así podría seguir, porque me gustan las minorías.



Todo el mundo dice que depende del cristal con que se mire, que si ya estás predispuesto a que las cosas salgan mal, pues tiende a ser así (aunque no siempre son cosas malas). Con el tiempo he decidido que mejor me guío por otro dicho, más vale prevenir que curar. Gracias a este pensamiento, que en el fondo creo que es positivo, con el segundo rayo fui la única de mi edificio que había desenchufado todos los aparatos electrónicos (chúpate esto, estadística).

dimecres, 10 de juliol de 2013

Habla con mi móvil

Me molesta terriblemente quedar con alguien y que se pase todo el tiempo colgado del teléfono. Oye, que si lo sé, te llamo y ya está, y no pierdo el tiempo quedando. A veces parece que la gente no sepa comunicarse si no es a través de una red social.



Claro, si no te lo digo por whatsApp o con una carita sonriente, no cuenta, ¿no? Ahora, cuando tienes una cita, ya no te molesta que mire tu escote, es más preocupante que mire el móvil: ¡eh, que mis ojos están más arriba!



Bueno, de todos modos, a veces es útil. Yo creo que todas hemos usado el viejo truco de "uy, que me llaman" para escaquearnos cuando no nos apetece saludar a alguien, pero eso es muy distinto.




El otro día, mi padre, que ni siquiera tiene mail, me pidió que le pusiera Internet en el móvil y, cuando le pregunté para qué, me contestó que para hacerse el chulo. Pues hasta qué límites estará llegando la presión social si me lo está suplicando este hombre. Le contesté que lo finja y que se deje de historias, que le va a salir más barato..

dimarts, 9 de juliol de 2013

Sobre las rebajas

¿Soy la única que cada vez más piensa que en las rebajas los precios, por fin, tienen el precio que deberían tener habitualmente? Han bajado los sueldos, hay menos capacidad de adquisición, pero los precios de los productos se mantienen altos, aquí tiene que estar fallando algo. A mí me enseñaron que la economía está siempre en movimiento, pero si nadie compra nos estamos cargando este gran motor.


Como no puedo permitirme ir de rebajas, por distintos motivos, mi cerebro no está sintiendo la tentación y se fija en otras cosas, como en el hecho de idealizar marcas o de creernos todo lo que la publicidad nos vende. Hace poco leí un estudio en el que afirman que los precios comparativos propician la venta de más productos porque las personas suelen percibir que la rebaja es mayor si el dígito de la derecha es más bajo, lo ejemplifico: pensamos que es mejor la oferta que pasa de 122 a 111 euros, que si la oferta va de 199 a 188, cuando la diferencia es la misma, 11 euros. Todo esto del marketing me maravilla, piensan en todo.


Si me paro a pensar, las rebajas nos convierten en seres irracionales, entran en juego elementos como la necesidad de inmediatez: si sabes que la misma prenda va a estar rebajada en unos meses, probablemente a la mitad, ¿para qué comprarla antes? Es más, ¿hay necesidad de abrir los domingos? Tengo mis dudas de que la gente no pueda ir de compras entre semana.

dilluns, 8 de juliol de 2013

Qué tendrán los lunes...

Odio los lunes, aunque tenga fiesta. Me he despertado muy pronto, creo que mi cuerpo le tiene miedo a este día y, acojonado, estaba en pie a las 6 de la mañana, por mucho que haya pataleado en la cama, diciendo: "¡No, que estoy de vacaciones!", ni caso, no ha habido manera de volver a dormirse.



Lo peor es que luego por la noche estaré muerta y me iré a dormir tempranísimo, como si me tuviera que levantar para hacer algo en especial, ¡y no es así!



Por mucho que lo intente, sé que el resto de la humanidad no hace fiesta y en mi calle el ruido empieza muy temprano, pero el ser más odiado creo que es el butanero, que le da con todas sus fuerzas al butano, como si alguien no lo oyera, pero ¿quién tiene butano en el siglo XXI en una ciudad?

diumenge, 7 de juliol de 2013

Drivers

Esta semana leí en La Vanguardia una noticia que me acongojó: un agente de la Guardia Urbana de Barcelona (no tengo nada con este cuerpo, es que últimamente son noticia), que no estaba de servicio (ojo al dato), detuvo a un conductor que iba drogado.



A mí me parece genial, él que puede. Porque yo, durante gran parte del día, si me dejaran, también detendría a varios conductores imprudentes: a los 4 o 5 que, por sistema, se saltan el semáforo en rojo con la excusa de me daba tiempo; a los que desconocen que los peatones tienen prioridad en el paso de cebra, y encima te pitan; por supuesto, a los que no ponen el intermitente (cómo sé yo que van a girar); a los que desconocen el código de circulación en general (que, teniendo en cuenta que nunca he aprendido a conducir, seguro que les gano en cualquier test); ah, y a los que vienen en contra dirección por mi calle para ahorrarse dar un poco de vuelta para entrar en la gasolinera (para cruzar hay que tener mil ojos, cualquier día me vienen del cielo).



Encantada de la vida con lo de este chico, muy vocacional, aunque no sé muy bien dónde queda el límite. A mí, al taxista que casi me atropella hace un par de días, ni que le hubiera hecho una foto, seguro que se descojonan en comisaría y no me hacen ni caso. No es por criticar, pero que sea noticia...

dissabte, 6 de juliol de 2013

Roaming

Se elimina el roaming a partir de julio de 2014 entre países de la Unión Europea: me parece un notición. Habrá que esperar un año, y ya me va bien, porque no tengo previsto irme de vacaciones durante mucho tiempo(la hipoteca y no tener paga doble son dos grandes motivos). Me alegro muchísimo, es más, ¡ya era hora!


A menudo tengo la sensación de que somos europeos para depende de qué y esta era una gran asignatura pendiente. Ya no tendremos coste adicional por viajar por Europa. Habrá una tarifa común y consensuada, muy alejada de los cobros abusivos que había habido hasta ahora (hablamos de facturas desorbitadas). Hasta ahora te salía más a cuenta comprarte un móvil extranjero que pagar el roaming.


A día de hoy, Europa tiene menos cobertura 4G que África (a pesar de que allí sea todo un lujo que muy pocos puedan permitirse), a causa de la mala gestión y de la cantidad de operadoras, unas 100; una verdadera locura, teniendo en cuenta que en Norte América se limita a 4. Lo dicho, este verano nos haremos un hartón de hablar.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...