divendres, 31 de gener de 2014

Pack ahorro

Esto del pack ahorro me parece el gran timo de la estampita. Por poner un ejemplo, en un supermercado cuyo nombre no quiero decir venden las botellas de 2 litros de agua Font Vella mucho más caras si las compras con el pack de 6, que si las coges sueltas. No es lógico (mi capitán, para los que sean algo frikis, como yo).



Mi problema más grave son los huevos. No quiero comprar ni media ni una docena, quiero 3 huevos. Si por mi fuera, podría vivir perfectamente sin ellos, pero al roncador le gustan de vez en cuando y, claro, nos vemos obligados a comprar 6. Pues nada, habrá que comerlos porque no venden a granel.



Y los yogures, lo mismo. Ahí está, el pack ahorro de una docena. Perfecto, pero como no soy muy de lácteos, más que un ahorro a mí me parece un despilfarro. A esto la solución más práctica ha sido comprarnos una yogurtera, que va de maravilla y el gasto es mínimo. En resumen, ni son pack ahorro ni es oro todo lo que reluce.

dijous, 30 de gener de 2014

Amor y biorritmos

En una de mis largas pausas de estudio, porque ya empezaba a somatizar con algunas de las enfermedades, que a menudo soy una hipocondríaca, un compañero me ha pasado el enlace a un nuevo y revolucionario invento: el sujetador inteligente que solamente se desabrocha cuando hay amor verdadero. 



Suena a cuento de hadas, literalmente. Lo cierto es que se ve que han hecho infinitos estudios científicos en el que han participado médicos y psicólogos y, al parecer, es infalible. Definitivamente, después de ver el vídeo, no me siento muy inspirada a probarlo. Primero porque soy una romántica; en segundo lugar, porque soy de la teoría de que no todos expresamos igual el amor; y, finalmente, porque si se me van a desabrochar así el sujetador, le saco un ojo.



 
Por otro lado, a ver si en mitad de una reunión se me acelera el pulso o cualquier cosa y me muero de la vergüenza, además de parecer poco profesional porque se me desabrochan, me van a llamar la salidorra, digo yo.

dimecres, 29 de gener de 2014

Desarraigo nacional

Lo mío es desarraigo nacional. Parece que el nombre del blog vaticinaba lo peor, no que me vaya a quedar soltera que, por otro lado, tampoco pasaría nada, está más relacionado con el arroz y mi incapacidad como cocinera. Voy a decirlo, avergonzada: nunca he preparado una paella.



No se me da bien, como mucho, un arrocito simple. Es que soy negada, ni siquiera cuando tengo el roncador está un poco pocho del estómago (cosa que suele suceder), a pesar de ello, el arroz que le doy es precocinado (o prepreparado, no lo tengo claro).



Supongo que nunca me he animado demasiado, no es mi manjar favorito, pero ya me vale, porque si por una cosa somos conocidos en todo el mundo es por nuestras paellas y arroces. Y ahora, además, al roncador se le ha ocurrido la brillante (ese es mi arroz, el que no se pasa) idea de participar en un concurso de blogs y, algo cauta, porque no creo que tengo ninguna posibilidad, yo voy y me presento. Espero que no me confundan con un blog de cocina, sería muy gracioso. Dejo el enlace en el lateral del blog, a ver si rasco algún puntillo.

dimarts, 28 de gener de 2014

un cuento

Os voy a contar un cuento: fui al hospital convencida de mi inminente muerte, pero al final resultó que era un simple ataque de ansiedad, cual sirenita de Disney, no era capaz de articular palabra. Diazepan al canto, como quien reparte caramelos... y ahí está la receta, que ni me la he mirado.


Esto de ir de urgencias tiene su qué, y no porque me haya aparecido un Clooney, que eran todo mujeres: horas de espera, la certidumbre de llevarte algún microbio que otro y 5 minutos de gloria antes del diagnóstico.


Esta vez hubo algo nuevo, me pincharon en el dedo (mi primera vez) y debieron de pillarme alguna venita porque lo tengo todo amoratado e insensible. Es lo que hay, entras más o menos sano y sales con complejo de Bella Durmiente, por lo del pinchazo (aunque no fuera con una rueca ni yo tan mona).

dilluns, 27 de gener de 2014

Una obsesión

Hay una cosa que me pone de los nervios: la etiqueta de la camiseta o de cualquier variante, es decir, sujetador, pantalón, chaqueta... Es terrible, si es grande porque molesta, la cortas y, entonces, pica.


¿Hay algo más obsesivo? He llegado a forrar esa zona con alguna tela aterciopelada, pero sospecho que mi subconsciente lo sabe y me traiciona, porque sigue ahí, picando, inexorablemente.


He llegado a no ponerme algunas prendas, simplemente por este motivo. Y lo peor, intentar cortar la etiqueta tan al borde que alguna vez he llegado a pasarme de la raya y la cago. A ver, yo entiendo que deben llevar toda la información, pero es que hay algunas marcas que te explican la vida y milagros de la prenda y luego, si buscas la composición, ni siquiera la encuentras. Me veo obligada a hacer una proclama y a pedir que las etiquetas vayan unidas a la prenda con un imperdible para facilitar su extracción segura. ¿Alguien secunda mi propuesta? Tampoco es tan difícil separar la ropa para la lavadora.

diumenge, 26 de gener de 2014

A dos velas

Teniendo en cuenta que estamos en la famosa y odiada cuesta de enero... y la de febrero... me ha parecido que estar a dos velas era la frase perfecta, porque significa justo eso, estar sin dinero y sin recursos y, con lo que nos está costando llegar a fin de mes...



Bueno, la frase no será muy alegre, pero su origen me parece de lo más interesante. Antaño (palabra ideal para un pasado remoto), en las iglesias, después de la misa, se apagaban todas las luces menos dos, que están delante del sagrario (supongo que para no gastar). Pues bien, como todo quedaba en penumbra, daba la sensación de poco dinero y de que la Iglesia no tenía ni para la luz.



Aunque también hay otra posible interpretación, porque antiguamente, en las timbas y salas de juego, la banca o crupier repartía las cartas entre dos velas, si la banca perdía, literalmente, se quedaba a dos velas y sin nada. No sé cuál será la buena, pero ambas tienen su encanto.

dissabte, 25 de gener de 2014

So cool o timo

Hay noticias que parecen de cachondeo y lo más grave es que no lo son. Es el caso de la nueva campaña de H&M, una colección de vaqueros a partir de prendas recicladas. Tiene delito, encima los cobrarán a precio de nuevos. Soy la primera a la que le gusta reciclar y crear nuevas prendas a partir de las que ya tengo, pero hasta ahí llegamos.



Podría entenderlo de una empresa habituada al comercio justo y con una larga tradición de cuidado medioambiental; pero con estos no cuela. Tengo la sensación de que han pillado todas las prendas que les han ido quedando de temporadas pasadas y han montado esta pantomima. Si ni siquiera es una colección bonita, en serio, se han lucido, a cuál más fea.



Cualquier excusa es buena para mirarme a este sueco.

Me lo creería si hubieran donado una cantidad de ropa anualmente o gestos del estilo. Y luego dirán de los catalanes, pero estos suecos tienen telita, entre Ikea y estos... ¿A ver si van a ser los nuevos chinos, pero con glamour? (uy, que esto no era políticamente correcto).

divendres, 24 de gener de 2014

Gusteadme

Como sois tan fieles y unas personas encantadoras (empiezo con el camelo o peloteo), me he decidido a participar en un concurso en el que es necesario estar entre los más votados o más gusteados (porque hay que poner me gusta en Facebook). 


¿En qué consiste? que he empezado la casa por el tejado. Pues es muy sencillo, los de Me Quedo Uno, un outlet online al que soy adicta, necesitan mi ayuda (en realidad, de cualquiera que se presente, pero a veces me emociono sola), mi tarea es crear un lema para San Valentín y publicarlo en Facebook, los que hayan gustado más entrarán en la final; así que si no os gusta mi lema... creo que lloraré (lo digo en serio), pero podré soportarlo, lo mío no es el marketing. Mi comentario está con el nombre de Quienseloqueda Chica, el mismo nombre que uso en facebook.


Ahí os lo dejo, tachán (como si fuera lo más): Cupidos habrá muchos; pero yo... ¡me quedo uno! No tengo que deciros que soy muy básica, es que siempre he pensado que en lo sencillo está la belleza de la vida. ¡A gustear!

dijous, 23 de gener de 2014

Atemperado

No sé si es así con todos los hombres, pero en el caso del roncador, suele tardar mucho menos en arreglarse para salir porque, sencillamente, es como un reptil, siempre tiene la misma temperatura corporal, por aquello de la ectotermia, que aprovecha las formas de calor externas para mantener una temperatura estable o algo parecido. 


En mi caso, el calor o viene de una estufa o me quedo congelada. Soy lo que técnicamente se llamaría endotérmica (como los elefantes), todo lo contrario, mi calor proviene de la energía química que contienen los alimentos. En realidad, después de comer, me quedo congelada y luego ya voy entrando en temperatura y estoy más a gustito.


En resumen, su fondo de armario tiene un único modelo de camisa, sin mangas y a cuadros, para qué complicarse. El mío... creo que ocupo ambos armarios y otro más. Es la excusa perfecta: la endotermia. Ahora estaba pensando que somos una pareja curiosa, un lagarto y un elefante, no sé si pegan demasiado.

dimecres, 22 de gener de 2014

Psicobiología

De mi estudio de la asignatura de psicobiología (interesantísimo a la par que aburridísimo), como consecuencia del cansancio y de las pocas ganas, mi mente ha hecho de las suyas y ha creado una teoría paralela a la de Mendel y la he relacionado con mi pasión, la lingüística imaginativa.



Pues bien, las características de cada genotipo (o sea, lo que heredará nuestra progenie, si la hay) se llaman alelos, es decir, si yo soy rubia (que no es el caso) y el roncador moreno (vete a saber, ya lo conocí calvo), habrá dos alelos: rubio y moreno (mejor calvo, pero...). 



Estaba yo en estas cavilaciones cuando ha llegado el desvarío, ¿tendrá algo que ver con el adjetivo alelado? y lo he dicho en voz alta, claro está. Mi querido roncador se ha reído y me ha dicho: evidentemente, atontada, seguro que no viene de lelo. Sí, sí, pero de listo, no es alistado. Ahí lo tenéis, con tal de no estudiar soy capaz de crear teorías alocadas (de loca, evidentemente). La cuestión es buscar cualquier excusa para no estudiar, ¡a mi edad!

dimarts, 21 de gener de 2014

Falta de concentración

Una se da cuenta de la edad que tiene cuando llega el fin de semana. Antes era capaz de hacerlo todo, siempre estaba activa, tenía energía para salir con los amigos o para estudiar, por muy cansada que estuviera.



Me distraigo con una mosca.

Ahora, llega el viernes y me tumbaría en el sofá hasta el lunes por la mañana (a pesar de que todavía no hemos comprado el sofá, y cómo se echa de menos tener uno). Tengo los exámenes a la vuelta de la esquina y no soy capaz de concentrarme. Motivación, ven a mí.


A veces querría estar tan motivada.

Algo tan sencillo como coger el libro y leer, ya ni siquiera empollar, se me está haciendo un mundo, y busco mil excusas para escurrir el bulto, no sé yo cómo me van a ir, creo que me he quedado encallada en el tema 2 con los genotipos, antígenos y palabrotas varias. Casi me alegro de que sean tipo test, siempre me quedará la opción de B de bien o C de correcto, ante la duda.

dilluns, 20 de gener de 2014

El manitas

Después de 4 meses, por fin, el roncador ha encontrado tiempo para colocar algunos marcos y estanterías que estaban pendientes en casa. Lo cierto es que no lo había hecho yo porque luego me viene con que no le doy la oportunidad, que no tengo paciencia... ¿A alguien más le suena esto?


El resultado, ahora tengo la pared agujereada porque no calculó bien el grosor (bueno, ya lo taparé con algo mientras esperamos otros 4 meses a que le ponga masilla), un enfado y cada uno en una habitación por no lanzarnos el taladro a la cabeza. Y cuando termina, a veces creo que espera que le aplauda y lo recompense por una jornada de trabajo. Maravillosa tarde de domingo.


Bueno, no puedo quejarme, ya queda menos y en el fondo lo quiero tal como es. Me siento estúpida por, sencillamente, no haberlo hecho yo antes, habríamos acabado pronto y seguramente de mejor humor.

diumenge, 19 de gener de 2014

La caza del mentiroso

Aquí no hay discusión, sobre todo porque lo he comprobado en varias ocasiones, se caza antes a un mentiroso que a un cojo. Tengo un sexto sentido para estas cosas, en cuanto alguien me miente, lo noto.


Antes no era así, pero después de mucho entreno, soy infalible. ¿Os cuento un secreto? No sé mentir, me da la risa y no hay manera. A pesar de esto, ya os lo digo, para ser un buen mentiroso, el secreto está en explicar cosas sencillas, porque luego hay que acordarse de todo lo que has dicho y, o bien tienes muy buena memoria (que no es el caso) o te armas un lío.


Luego está la categoría mentiroso por omisión, porque son más complicados de detectar, aquello de el que calla otorga no siempre es cierto y esta especie de mentiroso abusa de ello.

dissabte, 18 de gener de 2014

Alérgico y enamorada

Me encanta la decoración, desde pequeña ya compraba cosas pensando en mi futuro hogar... el problema fue cuando me fui a vivir a mi mini piso, en el que todas esas cosas bellas quedaron escondidas en el altillo.


Ahora, con el traslado, estoy redescubriendo todas esas cosas maravillosas, incluso me está faltando pared para mis cuadros (y eso me hace muy feliz). Mi gran problema, compañero alérgico al polvo, que me impide llenarlo todo de tapices, alfombras, cojines y artilugios varios. Porque la alternativa es estar todo el día limpiando y a mí me gusta tener la casa mona, pero lo otro no. 


Me tiene desesperada, básicamente porque si está alérgico, ronca más, y mi vida se convierte en un infierno. Bueno, y porque se encuentra mal (claaaroooo). Además, y muy importante, con su alergia desaparece toda esperanza de que me lleve volando en una alfombra mágica de viaje (que es el sueño de toda jovencita, o ya entradita en años), me conformaré con que me quiera y me sonría.

divendres, 17 de gener de 2014

Anillos o la ruina

Esto de casarse es imposible. A ver, que va a ser una ceremonia en el juzgado, algo sencillo y con los familiares muy cercanos, esto de los bodorrios no va conmigo (muy respetable, pero nunca me han hecho demasiada ilusión). 



Eso sí, en los anillos soy de lo más clásica, de hecho, me he decidido por uno que es igualito al de mi abuela, último modelo, vamos. El roncador ya se podría haber decidido a pedírmelo en otra época, no ahora, justo cuando el oro está más caro, desde luego, no tiene espíritu ahorrador. Estoy por decirle que esperemos un poco, a ver si bajan los precios (que no, que es broma, ahora no se me escapa).


A ver, que si los invitados se quedan con algo de hambre, los deslumbraré con mi alianza y a callarse. Al precio que está todo, no me sorprende que cada vez se case menos gente. Mis 15 invitados van a ir de menú o que se traigan tupper y que repartan.

dijous, 16 de gener de 2014

Muerte a Burns

Hay algo que se llama capitalismo ético, concepto que me parecería incongruente si no fuera porque creo en él y tengo muchas esperanzas puestas en ello. Mira, lo de banca ética no coló, pero si banca ética en sí mismo ¡ya es un oxímoron!


Ejemplo de capitalismo malvado: muerte a Burns

Hace tiempo que creo en empresas que crean, investigan e invierten en sus trabajadores, tanto en formación como en su bienestar personal: ese es mi concepto de capitalismo ético, en el que el empresario no solo habla de beneficios, también se preocupa por el medio ambiente y por el impacto que tiene su empresa en la sociedad. Y que conste que, como a todos, me gusta comprar barato, pero no a cualquier precio. Lo mío es comercio de proximidad (así lo llamo), porque necesito conocer a las personas y crear vínculos (quedan pocas como yo, o sea, frikis).



Es decir, le importan los consumidores; porque tengo la sensación de que el cliente ya nunca tiene la razón y lo único que importa es vender a toda costa. Pues bien, si piensan así, conmigo han perdido un cliente, igual deberían recordar que somos nosotros los que hacemos posible sus empresas. Hoy me está costando no ponerme seria, probablemente es el resultado de las rebajas, qué le vamos a hacer, un día es un día.

dimecres, 15 de gener de 2014

¿Contar calorías?

Durante una larga temporada he sido de esas personas odiosas que comen de todo y no engordan. Sí, sí, odiosas, de esas que se meten sin pensar unas bravas, seguidas de unas palomitas y de un falafel (combinación sorprendente, pero en mi dieta todo estaba permitido).



Tenía un ritmo de vida muy frenético y me pasaba el día caminando. Mi trabajo sigue siendo bastante estresante, pero probablemente más sedentario y todo lo que entra en mi organismo va directamente al culo, de forma desproporcionada. No va a las tetas o a cualquier otro sitio donde no me molestaría, noooo, a las posaderas. Añadiré algo más, estoy con una pasa estomacal o cómo se llame, o sea, que no puedo comer absolutamente de nada sin tener que evacuar inmediatamente... pues bien, he engordado un quilo (sé que suena increíble, ese es mi sino).



Normalmente, pasaría de todo, me compraría una talla más, y punto. Pero la boda está a la vuelta de la esquina y el roncador hace días que me dice que se va a poner a dieta para estar hecho un figurín. ¿Dónde voy yo con este culo? Pues mira, a mí las mates no se me dan muy bien, así que a estas alturas no voy a ponerme a contar calorías... si lo mejor de la boda es ¡la comilona y el pastel!

dimarts, 14 de gener de 2014

Hamburg Rote Flora

Después del bombazo de ayer y, teniendo en cuenta que mis anginas están derivando en algo terrible que no me deja salir del baño, hablemos de algo mucho menos prosaico y más interesante (ya tendré tiempo de daros la vara con lo otro): los medios de comunicación.

Un toque de humor ante algo tan serio.

Como estoy que no puedo salir de casa, he cometido el terrible error de ver la tele (porque mirarla es imposible); pero no cualquier cosa, los noticieros. No entiendo nada, habitualmente me informo de todo (aunque parezca mentira) a través de mi querido Twitter y pensaba que en televisión y radio, los supuestamente denominados periodistas (yo los llamo terroristas de la información)darían las noticias más detalladas y extensas.


Pues bien, resulta que me parece muy bien que se haya imputado a la princesa, igual que a cualquier otro, pero me parece que está quitando protagonismo a situaciones que se están viviendo en Siria (ya veremos cómo afecta a la economía mundial), conflictos en Grecia (están pasando cosas muy duras) o, sencillamente, que expliquen algo de lo que está sucediendo en Hamburgo, donde el gobierno le ha dado poderes de excepción a la policía (a mí eso me da un miedo atroz) y no porque la izquierda radical esté detrás de las manifestaciones (tal como dicen), es la población civil, más de 7000 ciudadanos, eso es lo que son. Os invito a buscar imágenes en Internet, si incluso hay niños. No nos mientan ni manipulen más, por favor, que no somos estúpidos.

dilluns, 13 de gener de 2014

Mi tesorooooo

Después de anunciarlo mucho y de tenerme en ascuas, finalmente me hizo la pregunta en el lugar más romántico de la casa, el baño. Por fortuna, me estaba duchando y fue más bonito de lo que a priori pudiera parecer.


Mi tesorooooo

Estuve tentada de decirle que no, ya sabéis por aquello de hacerse rogar, por haber tardado tanto... pero es que estoy enamorada y con la hipoteca ya se consumó la unión, que somos dueños de dos partes indivisibles (llamadme capitalista, es lo que hay).

Isabel, que es como si fuera mi abuela (a falta de una de sangre), en lugar de alegrarse, ha manifestado su descontento, me ha dicho que es una lástima, que ahora que hemos decidido dar el paso, se va a estropear la relación. Me da risa, porque es una solterona de 80 y tantos (a veces la llamo Matusalén) que no cree en el matrimonio... creo que voy a invitarla, seguro que está refunfuñando durante toda la ceremonia.

diumenge, 12 de gener de 2014

Atar los perros con longaniza

Hay algunas frases que nunca he usado, pero que alguna vez he escuchado por la calle y que activan mi curiosidad al máximo, como ocurre con atar los perros con longaniza.


Este dicho, que es bastante antiguo, del siglo XIX (qué lejos nos queda). Además, por primera vez puedo ubicar dónde se originó la frase, en un pueblo salmantino, Candelario, en el que elaboraban embutidos.


Una de las mujeres que trabajaba en la casa más rica del pueblo, o sea, en el lugar donde se realizaban los embutidos, estaba harta del perro faldero del propietario y lo ató a la pata de la mesa con longanizas (lo que tenía más a mano). Alguien lo vio y difundió rápidamente que eran tan ricos en esa casa, que ataban a los perros con longanizas. Con ello, la frase adquirió el significado de exageración, sobre todo en lo que se refiere a la ostentación de opulencia y de derroche. Supongo que por eso nunca la había escuchado antes.

dissabte, 11 de gener de 2014

Cosas de ciencia ficción

No me viene el roncador y me cuenta que va a triunfar algo que se llama cosas de Internet o algo parecido, porque seguro que no era tan básico. A ver, resumiendo, aplicar Internet a un montón de objetos y artilugios.



A mí me parece de ciencia ficción, pero teniendo en cuenta que cuando nací no existían los ordenadores o más bien escaseaban en mi círculo social (igual algún ricachón de la Costa Oeste tenía algo parecido, no sé). En realidad, me gusta la idea de que una persona ciega pueda ver a través de unas gafas especiales o que se pueda controlar los latidos del corazón de un recién nacido con la ropa.



Me ha dicho que incluso se podría poner en los pañales y analizaría la caca del bebé, ya sé que es algo morboso y escatológico, pero mira, así estaríamos seguros de que están sanos y prever cualquier infección rápidamente. Incluso, para los muy celosos se me ocurren mil ideas... tal vez es algo intrusivo, en el fondo.

divendres, 10 de gener de 2014

Mi semana reivindicativa

Esta ya es la última, acepto la subida del transporte público estoicamente (a pesar de mi alteración monetaria y aceleración del pulso cada vez que pago el billete). 



Resulta que ahora, después de estar durante meses de huelga en RENFE (por motivos más que justificados, pero que me tienen harta), les ha dado por ponernos el aire acondicionado que, evidentemente, no pusieron en verano.


Pedorreta para los de RENFE

Como consecuencia natural, he pillado unas anginas de caballo y estoy por denunciar a la compañía por daños psicológicos y físicos; lástima que no naciera rica, porque este tipo de demandas estarían en mi orden del día. Aunque, viéndolo con perspectiva, probablemente, si fuera una millonetis nunca habría ido en otro transporte que no fuera helicóptero, jet o limusina (y llevaría una diadema de diamantes monísima).

dijous, 9 de gener de 2014

Rebelde con causa

Este año he empezado fuerte y estoy rebelde, pero con causa. Me he propuesto, como todo el mundo en los primeros días del año, estar más saludable; pero eso no significa hacer tonterías ni machacarme, porque la salud se mide por muchas cosas, no solamente por la masa corporal.


Por ello, quería hacer mención a una bloguera australiana que me parece admirable, se trata del blog Body Image Movement, una mujer que está contenta y feliz con su forma de ser y con su cuerpo que, a pesar de no entrar en cánones estándares (¿quién los decide? Yo no), lleva una vida saludable emocional y físicamente.


Mi cuerpo también ha sufrido muchos cambios, sobre todo porque ya no tengo la misma edad, y lo más bello es aceptarse y sentirse a gusto con uno mismo, eso sí que es complicado y difícil y os aseguro que no llegaré allí saliendo a correr durante una hora cada día (sobre todo porque antes de volver a casa tendrían que ingresarme por ataque al corazón). Este es mi único propósito para este año.

dimecres, 8 de gener de 2014

La T-11 y sublevación

Con todo esto de la subida de precios en... TODO, me sumo a una iniciativa que se está realizando en Barcelona. En realidad, se puede aplicar a cualquier parte. Se llama T-11, en la que los bonos de 10 viajes, como existe el billete integrado que te sirve para más o menos una hora, se conviertan en 11.



Me explico, aunque tal vez en su blog lo hacen mejor (hay traductor en la página). ¿En qué consiste? pues es una propuesta muy inteligente y es una forma de quejarse sin tener que arriesgarse a que te pongan una multa o a ser incívico. Cuando terminas la tarjeta, todavía hay un período de tiempo en el que alguien puede aprovechar ese viaje, pues nada, a compartirlo. O bien se lo ofreces a alguien en la parada, o bien (porque puede dar vergüenza), lo dejas en la misma parada. Si es que incluso hay una aplicación de móvil que te indica dónde puedes encontrarlas, es una chulada. Otra opción es para los que trabajan por turnos, 2 personas compran un par de tarjetas y se las van intercambiando, el que llega a cambiarte el turno de las 3 te da la suya y tú le prestas la tuya, al día siguiente otra vez. Sencillo y práctico.




Para que luego digan que en este país no hay cabezas pensantes. Yo me estaba planteando colarme, por rebeldía y porque, seamos sinceros, a este paso no llego a fin de mes; pero me lo impedían mis valores éticos, que sí que me inculcaron mis padres, a diferencia de a los que educaron en esa doble moral que parece inherente a ciertas clases políticas.

dimarts, 7 de gener de 2014

zumbido horario

Me han contado de un reloj rarísimo en el que no se ven las horas, se sienten. ¿Que cómo funciona? pues de tan simple me parece estúpido: con vibraciones. 



Cada cinco minutos te pega un zumbido en la muñeca para que seas consciente del paso del tiempo, o sea, de que te haces viejo. A mí me pondría de los nervios, no tengo la necesidad de saber siempre en qué minuto vivo. Para eso está el campanario de mi pueblo. Además, ¡es que es muy feo!¡Y se llama Durr! ¿A quién se le ocurriría un nombre y una idea tan estupendos!



Con tanto zumbido más de uno va a pensar que tiene un poder arácnido o algo parecido, que hasta la Raven recibía una especie de descarga cuando tenía visiones.

dilluns, 6 de gener de 2014

Hoy es el día R

A mí esto de los Reyes Magos hace días que me tiene algo inquieta, porque portarse superbien durante tanto tiempo se me ha hecho un mundo. He visto que hay un gran bulto en el comedor, espero que no sea un megaturrón porque han descubierto que últimamente he sido mordaz y sarcástica a menudo, pero es que hay situaciones en las que no puedo evitarlo.



A ver, que yo hice una lista muy detallada en la carta de los Reyes de Oriente, que incluso les puse referencias y enlaces, pero me temo que, como siempre, habrán traído lo que les habrá dado la gana. Suerte que son tres señores muy entrañables y no puedo enfadarme con ellos.


Todavía tengo esa sensación en el estómago de cuando era niña, el momento en que te levantas y esperas encontrar un montón de paquetes en la sala, incluso duermo mal durante toda la noche, como si me pudieran pillar medio dormida. Ahora, a desayunar poquito, que tenemos comida familiar y hay que dejar hueco. Feliz día de Reyes.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...