dimarts, 9 de setembre de 2014

Igualdad y wc

Hace unos días, el roncador fue al servicio de un restaurante, tardó horrores en volver, ya pensaba que me había abandonado a mi suerte (fin de mes y la cuenta por pagar) cuando volvió con cara de abnegado marido y me contó que había entrado un padre con dos niños y entre pitos y flautas (nunca mejor dicho) habían estado allí hasta culminar su gran proeza.


Un amigo psicólogo siempre cuenta que los niños nos hacen un gran regalo y los padres miran orgullosos lo que contiene el pañal, me hace reír, pero el caso es que no sería la primera vez que un padre me enseña las magníficas deposiciones de su hijo.


Después de este inciso explicativo... Sentí cierto placer por el retraso de mi espléndido marido (y alivio por no tener que pagar la cuenta): por fin era él el que tenía que esperar, después de tantos años en los que he vivido pañales y colas, por fin van ellos al baño con las criaturas y, más importante, hay cambiadores en ambos lavabos (¡ya era hora! a ver si era trabajo exclusivo de las mujeres). Ahora entenderán qué significa ir al baño en lugares públicos.

9 comentaris:

  1. Ojalá sea tan popular como para que ellos tengan que hacer cola como nosotras!! Lo veo más cerca...pero lejos, todavía
    Un besazo!

    ResponElimina
  2. Viva la igualdad, y los cambiadores en los wc de chicos! Así sabrán lo que se siente con el overbooking que eso suele generar, y ni hablemos de los olores! A mi me parece genial que los chicos también se encarguen de esas tareas.
    Besos

    ResponElimina
  3. Ahora entenderán lo que es hacer cola y ya no nos dirán que tardamos mil en el baño....
    Me parece genial los de los cambiadores en los dos baños, pero hasta que eso se vea en todos los restaurantes ya pueden pasar años...
    Besos!

    ResponElimina
  4. Pues a mi no me parece ninguna fiesta el tener que vcambiar un pañal, así que mucho menos que algún gracioso o graciosa me enseñe las cacotas de su retoño.
    Entiendo que debe haber algún proceso hormonal que haga que a los padres esto les parezca encantador, proque si no, el niño se quedaría envuelto en su propia porquería, pero eso de que es un regalo...no, no cuela.
    Besos!

    ResponElimina
  5. Que los papis cambien los pañales para mi no es novedad, el padre de mis hijas lo hacía, pero si que haya cambiadores en los baños de caballeros, hasta ahora los ponen en el baño unisex para sillas de ruedas. Abrazos

    ResponElimina
  6. Pues la verdad es que está muy bien. A ver si aprendemos que no tiene por qué ser una tarea exclusiva de la madre... Un besote.

    ResponElimina
  7. Es cierto, nunca me había parado a pensar en que es verdad que solo en los servicios de mujeres estaban los cambiadores de pañales para los bebés. Pero menos mal que ya parece que los están poniendo en ambos lados! :)

    Un beso!!

    ResponElimina
  8. Pues nosotros todavía no nos hemos encontrado con un cambiador en el baño de chicos, aunque si están en el de sillas de ruedas. Lo ideal sería una sala de lactancia/cambiador aparte de los baños... ji! Por pedir!!!

    Muas!

    ResponElimina
  9. Pues sí, ya era hora, que se mojen más y presuman menos de colaborar, no tienen que colaborar, que es cosa de dos. Biquiños!

    ResponElimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...