dimarts, 2 d’abril de 2013

Pascua

Sí, ya sé que voy con algo de retraso. Ayer fue lunes de Pascua, uno de mis días favoritos del año porque lo celebramos con la Mona, es decir, me puedo poner hasta arriba de chocolate sin sentirme culpable, que nadie me lo recrimina. No puedo evitarlo, soy una adicta. Desayuné, comí y cené chocolate.


El roncador me trajo un huevo enorme (de chocolate, que siempre pensáis mal) porque me conoce muy bien y sabe cómo conquistarme: nada de flores, un bote de Nutella bien grande (bueno, y los diamantes).


Recuerdo que el día más feliz de mi vida fue cuando estuve en Perugia, una ciudad de la Umbria, conocida por yacimientos etruscos y, por supuesto, por su maravillosa fiesta del chocolate. Cubren edificios y esculturas con ese preciado manjar: y que conste que allí se hacen los Ferrero y la Nutella, o sea, que no es moco de pavo -esta expresión siempre me ha parecido curiosa, qué tendrá que ver el tocino con la velocidad.

13 comentaris:

  1. Hace siglos que no celebro la mona...me hubiese encantado ver imágenes de ese viaje que hiciste :P

    Bss

    ResponElimina
  2. En mi casa siempre se hacía un bizcocho con 3 huevos, unos para cada hermano. Lo malo es que no duraba ni 24 horas! xD

    ResponElimina
  3. Una pena que por aquí no se celebre, hija! pero bueno, yo me solidarizo y me pongo tibia de chocolate también sin necesidad de más razones jajaja BESOS!

    ResponElimina
  4. Ohhhh la mona! que bueno, yo este año nada de nada, pero bueno, no pasa nada, siempre nos quedará la Nutella.....
    Besitos!!!!

    ResponElimina
  5. con chocolate se pueden conquistar muchos corazones, y funciona en ambos sentidos: de ellos a ellas y viceversa. :)

    ResponElimina
  6. Por si te has quedado con ganas, en mi casa tienes una mona con huevo de chocolate y un té, te están esperando,.

    ResponElimina
  7. Hace taaaaaaaanto tiempo que no tengo huevos de chocolate en casa! Creo que desde que me mudé, y como aquí no hay tradición... Tendré que instaurarla, porque me encanta. La tradición y el chocolate.

    ResponElimina
  8. mis hijos se lo pasaron bomba el domingo buscando los huevos de pascua por el salón!! Pero son como tú se lo quieren comer todo de golpe

    ResponElimina
  9. pues me alegro un montón de que lo disfrutases, en peruggia y aquí :)

    ResponElimina
  10. ¿Te imaginas que tragedia hubiese sido vivir en Europa antes de 1492? ¿Un mundo sin chocolate? ¡Escalofríos me entran solo con pensarlo:))
    Bss!

    ResponElimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...