dijous, 12 de setembre de 2013

A dieta postraslado

Las autoridades sanitarias (o sea, yo) advierten que vaciar la nevera puede ser perjudicial para la salud, sobre todo si es la del roncador. Con esto del traslado, hemos tenido que estar toda la semana acabando con las provisiones de nuestras respectivas neveras, para que no se estropeara nada. 



Me maravilla la de cosas que podemos acumular en el congelador, y me dio un subidón darme cuenta de que tenía unos heladitos olvidados en el fondo, detrás de los guisantes. Creo que un par de quilitos no me los quita nadie, qué hartón de comer, que aquí no se tira nada a no ser que sea indispensable. Después del traslado habrá que ponerse a dieta, que esto no puede ser.



Lo más gracioso es que el roncador, por lo que he observado, tiene una teoría con los alimentos que caducan: déjalos en la nevera hasta que alguien vaya y los tire (para mí que cree en los duendes de la nevera), porque había unas cebollas con las que me he visto incapaz de lidiar, sus grillos se elevaban poderosos hacia mí, en posición de ataque (palabrita de Ses aterrada).

14 comentaris:

  1. Jajaja Los duendes de la nevera deben estar de vacaciones, entonces!! Nosotros también solemos hacer un "vaciado" antes de irnos en verano y a veces las combinaciones de alimentos terminan siendo un tanto curiosas jajaja
    BESOS!

    ResponElimina
  2. Hola guapaaaa...yo esto del vaciado de nevera+congelador es una norma auto-impuesta desde hace tiempo...y aparte de evitarme esas guerras con cebollas y algunos alimentos más, me he dado cuenta de mi "sabiduría" para cocinar platos inimaginables...¡¡jajajaja!! habría que escribir un libro sobre "ese" tipo de recetas...
    Un besazoooo!!!

    ResponElimina
  3. Mi chico tiene una teoría que es aún peor: si se acaba algo, deja el envase en la nevera, que parezca que hay algo, y además, que ocupe sitio, que ya vendrá alguien a retirarlo...

    Besos.

    ResponElimina
  4. la vida se abre paso jajajaja
    Pero no os preguntáis de dónde salen esos bichos de las cebollas y demás? salen de la nada? hay más duendes que los de la nevera? oye que me come a mi la cabeza cómo nacen sin aparente obra y gracia del espiritu santo

    Q gracioso Ses, ánimo con la dieta, si te funciona me la pasas

    Besines!!

    ResponElimina
  5. jajajaja.. nada tu tranquila que después colocando cajas y demás ya vas a hacer ejercicio suficiente para esos kilillos que dices. No te va a hacer falta dieta ni ná.

    ResponElimina
  6. No me hables de cebollas..... El otro día saqué yo una del armario que se había quedado al final del todo... yo no sé los años que llevaba eso ahí! yo creo que se había fosilizado y todo! jajajaja ;)

    ResponElimina
  7. Aajajajaja la mierditas que se descubren en las mudanzas

    ResponElimina
  8. Que digo yo, no os hubiera salido mejor meterlo todo en una bolsa térmica, y llevarlo a la nevera nueva?? Y ya de paso, dejas las cebollas y sus grillos para que el que venga por detrás, jajaj.
    Besos

    ResponElimina
  9. Jajaja! No te preocupes que con el propio traslado ya te quitarás esos dos kilillos de más ;)

    Bss

    ResponElimina
  10. hay cosas que se pueden congelar para que no se estropeen, pero cuando se descongelan no son lo mismo... el pan es lo único con lo que no se nota mucho la diferencia.

    ResponElimina
  11. Propio de hombres el dejar que las cosas caduquen en el tiempo y se encarguen los demás de eliminarlas,en cuanto a esos kilitos tranquila que ya veras como el simple echo de sacar y poner cosas durante el traslado ayudan a volver a la linea perdida.
    Besos.

    ResponElimina
  12. Hace un mes renové por tercera vez mi contrato de alquiler (en Argentina un contrato se hace por dos años). Prefiero seguir viviendo en el mismo sitio, antes de enfrentar el estres de una mudanza y además, encontrarme con mis propias porquerías olvidadas detrás de algo durante años. Cada uno elige el camino que quiere/puede, el mio por el momento, es el de la negación.
    Éxitos en la nueva vivienda!

    ResponElimina
  13. En mi casa somos 5, y los menores sobre todo arrasan por la nevera como un ciclón, vamos que la vacían todas las semanas, no hace falta ni dieta, ni mudanza, ni na de na =D
    Besos!

    ResponElimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...