dissabte, 8 d’agost de 2015

Deícticamente

Declaro abiertamente que abuso y exprimo los deícticos: aquí, allí, eso o aquello son mis palabras favoritas, acompañadas siempre del gesto, generalmente de cabeza. Todo ello, sumado a esa sordera intermitente que tiene marido, hacen que el roncador, habitualmente, nunca sepa de qué le estoy hablando. Sí, hombre, eso, eso, ¡ESOOOO!


Eso es porque ya no me mira tanto como antes, seguro que hace unos años no se le habría pasado mi gesto dulce con la cabeza e instintivamente habría sabido qué era AQUELLO de lo que le estaba hablando. Sí, mis queridos lectores, eso es porque me quiere menos (y si no es así, demuéstralo y dime ESO que tanto me gusta oír).



Claro, que su versión es peor. El roncador omite absolutamente todos los sujetos, es horrible, nunca sé de qué o quién me está hablando. Sí, sí, cariño, pero a quién le ha pasado ESO, ¿ a QUIÉN?

5 comentaris:

  1. A mi desde luego que no.

    manolo

    ResponElimina
  2. Os voy a regalar un libro de gramática a cada uno, jajajjaja!
    Para veros en plena conversación.
    Muy bueno el gif de Blake Shelton, ¿no se les esguinzará el dedo tanto hacer eso?

    ResponElimina
  3. Jaja me rio mucho con tus entradas!
    Besos

    ResponElimina
  4. en el primer párrafo de esta entrada, me sorprende que escribas con mayúsculas, signos de exclamación y vocales alargadas, con lo tranquila que tú eres! ;)
    alguna que otra vez me ha tocado dar lengua a niñ@s de la 'eso' (nunca mejor dicho), y les cuesta diferenciar entre determinante y pronombre.

    ResponElimina
  5. Mi madre es deictica al cien por cien, pero encima, desde otra habitación y todo! Jajaja A veces, entenderla, cuesta un potosí!
    Besos!!

    ResponElimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...