diumenge, 17 d’agost de 2014

Ni un pelo de tonto

El roncador es rico en pelos, pero no precisamente en la cabeza. Eso no significa que sea peludo, nada más lejos de la realidad, los tiene repartidos en su justa medida y no crecen en lugares insospechados, como a ciertos hombres a los que no les da vergüenza mostrarlos (señores, que la depilación también es masculina). 

A mí me parece igualito que Yul Brynner, ya sé de qué nos vamos a disfrazar por carnaval.

Total, que tengo a mi Kojak particular, pero más guapo (¿Sabíais que el caramelo recibe su nombre de este personaje?). Lo cierto es que lo prefiero, he visto fotografías de cuando era muy jovencito y no estaba hecho para lucir melena. Hay gente que goza de una forma perfecta de cráneo para padecer alopecia.


Le va que ni pintada la expresión no tiene ni un pelo de tonto, pero es que ni uno, por mucho que lo busques. Guapo, inteligente y calvo, qué más puedo pedir.

5 comentaris:

  1. Chica, cuanto más te leo más veo a mi roncador retratado en el tuyo
    jajaja
    Un besazo!!

    ResponElimina
  2. Tienes toda la razón, hay cráneos tan perfectos que lucen mejor sin pelo, aunque a mi me suele gustar más que gocen de buena salud capilar.
    Besos!

    ResponElimina
  3. Pues el mío está totalmente cubierto de pelo. Es una mezcla entre un osito y una pelusa jajajaja.

    ResponElimina
  4. muchos grandes hombres en la historia eran calvos...

    ResponElimina
  5. Mi churri tiene pelos por todas partes. Pero por todas, todas. Jajajaja. Besotes!!!

    ResponElimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...