dimecres, 2 d’octubre de 2013

Ikeando

No me gusta ir al Ikea, bueno, no me gusta la tienda en general, acabas pagando más por algo que va a durar menos; pero a veces hay algunas excepciones y el roncador es uno de sus adictos declarados, con tarjeta Ikea Family incluida.



El día que se va al Ikea (por fortuna, máximo 2 veces al año), una acaba con los pies destrozados y con mala leche, eso sí, con un montón de chorradas en el carro: bolsitas para congelar (ey, que van genial y son monas), vasos que no necesitábamos, varios marquitos, cajas varias de almacenaje, un par de utensilios raros a los que dedicaré mucho tiempo y nunca sabré para que sirven...



En realidad íbamos a por un par de armarios para la cocina y para ver si cambiamos el mueble del baño (es decir, poner uno, ahora no hay nada, ni siquiera espejo, esas pintas llevamos). Llegamos a casa reventados y con una larga lista de códigos y de medidas, el lapiz del Ikea se nos quedó pequeño (y a quién no). Ahora, a decidir y mandaré al roncador a hacer el trabajo sucio otro día, porque yo he llenado mi cupo para todo el año (espero que no se olvide de comprar más bolsitas para congelar, son tan bonitas).

13 comentaris:

  1. Yo fui solo una vez, hace años y creo que no repetiré ni aunque me pagasen por ir jajaja
    Un besazo!

    ResponElimina
  2. Paradojas! A mi me encanta, pero cuando voy a lo que voy. Cojo atajos para salir cuanto antes. Y si, siempre se compra algo de más.

    ResponElimina
  3. Lo reconozco, soy adicta a los lápices de ikea y siempre me llevo a casa 4 que no acabo usando.

    No compres el juego de cuchillos de colores, yo sucumbí y no cortan un pepinillo jajaja

    Besos

    ResponElimina
  4. A mí me gusta, pero para ir sola. Creo que no he conseguido ir nunca con pareja sin salir de morros y disgustados.
    Besos

    ResponElimina
  5. ¡Jajajajaja! A mí tampoco me apasiona, pero algún lapicerito sí que me llevo ;)
    Besos.

    ResponElimina
  6. A mí me mola muchísimo ir a ikea. Aunque siempre haya lo mismo o aunque me gaste cinco euros en servilletas. Me encanta. Para mi gusto sólo le falta tener tienda online. :P

    ResponElimina
  7. Pues yo estoy deseando que la pongan en mi ciudad, tengo un ansia ya que no veas!! nunca he ido!! Pero creo que me va a encantar y eso puede ser un vicio que no veas!
    Besitos!!!

    ResponElimina
  8. Menos mal que no soy la única que detesta ir al Ikea!! Ya me sentía yo un bicho raro... Gracias por compartir mi tedio cada vez que toca ir (el churri es muy fan también). Besotes!!!

    ResponElimina
  9. una vez fui con mis padres, y para lo que suelen cansarme a mí esas cosas, el recuerdo que tengo no es malo del todo.

    ResponElimina
  10. jaja, a mí IKEA la primera vez me decepcionó, el resto... Me encantó! Aunque también es ciert que opino como tú, tiene buenas ofertas y hay muchas pijaditas, pero también tiene cosas de precios "normales"

    ResponElimina
  11. totalmente de acuerdo contigo, no me gusta ikea, para muebles, tal y como están las cosas, puedes encontrar cosas igual o mejores por el mismo dinero y que te lo lleven a casa. Yo a ikea voy a por cosas sencillitas, muebles busco en otro sitio.

    ResponElimina
  12. Pues yo nunca he ido a ikea =D eso si, tengo par de lapices de allí que ni se de donde han salido jajajaja.
    Besos

    ResponElimina
  13. Que mareo, prefiero matar el rato restaurando muebles heredados...

    ResponElimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...